Qué es la moda sostenible y en qué consiste

Qué es la moda sostenible y en qué consiste

La industria de la moda es un sector muy diversificado que mueve muchas masas tanto de gente como de dinero, sin embargo esta está dispuesta a cambiar números por valores, ya que está en boga un producto que inspira y enamora y que cada vez se está volviendo más rentable, en esta oportunidad te hablaremos sobre la moda sostenible. 

Si bien, la industria de la moda y el sector textil han sufrido y experimentado cambios muy diversos donde a su vez han sabido controlar y dar grandes pasos por lo cual la moda sostenible ha sido parte de ella, es así como se derivan muchos aspectos que debes conocer. 

¿Qué es la moda sostenible?

Moda sustentable, moda saludable, moda ética, Slow Fashion o moda ecológica, son algunas de las distintas denominaciones que se le da a la moda sostenible, las cuales están muy acertadas, ya que está inmerso en la estricta esfera de esta moda; pero… ¿qué es entonces?

En palabras concretas podemos decir que la moda sostenible es una filosofía de diseño o una alternativa a la moda convencional mucho más saludable, ¿por qué? Porque su objetivo es crear un sistema que apoye o vaya de la mano con el ambiente y la responsabilidad social. 

En estos tiempos hay miles de términos y campañas pero realmente para entender un significado como este y lo que lleva consigo, ya que es una raíz con mucho significado, deberemos partir por el significado del término sostenible, ¿alguna vez te has topado con él? O quizá ¿se te ha ocurrido buscarla en un diccionario o google? ¿Conoces sinónimos de esta palabra?

Lo observante de esta palabra es que la RAE nos la define como aquello “que se puede sostener”, es decir, que se puede sujetar soportar o equilibrar fuerzas, llevadas a lo que se puede mantener por cierto tiempo. En una visión más clara la sostenibilidad en este caso se trata de mantener el equilibrio de un sistema, en este caso ambiental y económico como fuentes principales e igualadas en un mismo plano.

¿En qué consiste la moda sostenible?

La moda sostenible consiste en la fabricación de prendas de vestir y accesorios con materiales provenientes de la naturaleza, así como también de los desechos, siempre y cuando estos puedan ser reciclables y no provoquen daño.

Aunque en el mundo del reciclaje esto se vuelve objetos de su misma especie, las industrias textiles suelen aprovecharlos para elaborar elementos nuevos que permitan la confección de prendas. 

Beneficios de la moda sostenible 

Recordando que la moda sostenible también la catalogan como moda ética deberás tener en cuenta que esta corriente de pensamiento genera ciertos criterios de valor traducidos todos en beneficios; tales como:

  • Minimizar el impacto medioambiental porque preserva y mejora la salud del planeta, recordando pues que los materiales utilizados para la moda sostenible no son nada invasivos y dañinos para el planeta tierra.
      • Garantiza los derechos laborales debido a la transparencia a lo largo de todo el ciclo de la vida y la recuperación de una prenda, comprendido en que en la reutilización del mismo genera una industrialización ecológica promoviendo fuentes de empleo constante con un reparto justo de las riquezas.   
  • Establecer una economía circular en donde el fin sea optimizar los recursos y reducir el consumo de materias primas. 
  • Garantiza el desarrollo de manera sostenible Dicen que las ideas que surgen futuro de la necesidad resolviendo el problema, triunfan. La compañía “ACCIONA” por ejemplo, define muy bien el significado de desarrollo sostenible, ya que lo entiende como aquel que es capaz de satisfacer las necesidades actuales sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras. 
  • Características de la moda sostenible 

    Cuando tratamos con anterioridad que la moda sostenible instaura una economía circular podemos afirmar la amplia relación al concepto y la promoción del comercio justo. Y es que la moda sostenible busca crear un enfoque totalmente diferente, en donde el negocio textil siga los principios del respeto hacia el medioambiente y el bienestar de la sociedad, generando a su vez, una forma de consumo mucho más justa y moderada, con productos de calidad. 

    Ha generado un aumento de prendas de segunda mano, donde los usuarios adquieren prendas en buen estado, que merecen otra oportunidad por su poco uso o por su diseño basado en el reciclaje de ropa vieja. 

    Todo esto está íntimamente ligado al uso responsable de los productos en sus fabricaciones, así como a la disminución en la utilización de productos contaminantes. 

    Asimismo, como sus productos deben ser naturales y que ayudan al ecosistema en el fomento del comercio y sus variantes, vemos el uso y explotación de productos locales, convirtiendo una simbiosis de producción supeditando la libertad del material, tanto en su adquisición como de su venta.      

    ¿Qué busca este tipo de moda?

    • Transparencia y ética en las producciones de las prendas basadas en el respeto por los derechos humanos.
    • Empleo de  materiales que faciliten el reciclado. 
    • Reutilizar o reparar prendas que ya hayan sido usadas previamente. 
    • Respeto de los derechos laborales creando buenas condiciones contractuales para los trabajadores del sector textil. 
    • Prevención de la contaminación de los entornos donde operan las fábricas. 
    • Generar un cambio de modelo de negocio de pequeñas y grandes empresas del sector textil, para convertirse en marcas sostenibles.

    Materiales 

    La base para la fabricación de cualquier prenda es un tejido, lo que hay que observar es la obtención del material y el material en sí mismo. 

    Hay muchos factores a la hora de considerar la sostenibilidad de un material, por ejemplo su renovabilidad y la fuente de una fibra, el proceso de como una fibra cruda se convierte en textil, las condiciones de trabajo que producen los materiales, su falta de toxicidad y químicos peligrosos, lo que evita alergias e irritaciones en la piel.

    Sin embargo y para mayor claridad sobre la sostenibilidad en la moda, es importante que se tenga como base los siguientes materiales:

    • Fibras naturales: 

    Estos son elementos provenientes de la naturaleza, es decir, que no son prefabricados ni están compuestos de petróleo, estos son materiales que se obtienen sin coacción alguna, ya que se encuentran libremente en la naturaleza, como es el caso de las fibras de plantas o la de los animales. 

    • Celulosa: 

    Es un compuesto químico orgánico, que produce fibra para hacer textiles, entre los más reconocidos está el algodón siempre y cuando sea orgánico, referido a los cultivos convencionales donde usan o un porcentaje mínimo de pesticidas o nada de ellos. 

    También destacan el cáñamo, el bambú, el lino, maíz, plátano, soya e incluso la piña. 

    • Proteína: 

    Debe ser extraída por fines orgánicos, sin químicos para la explotación ambiental degradante, entre estos podemos encontrar: lana, seda, angora, alpaca, vicuña, cashmere, piel de pescado y hasta pieles de curación vegetal extraídas de ganadería ecológica libres de cromo.

    • Fibras recicladas: 

    También suelen llamarse regeneradas y están hechas con las sobras de las fábricas de telas, estas se procesan de nuevo en fibras cortas para hacer un hilo nuevo. 

    Vale la pena mencionar que en el mundo hay pocas instalaciones que son capaces de hacer una reutilización de telas provenientes de retazos o residuos de la fábrica; asimismo se puede obtener fibras textiles provenientes del plástico y el papel. 

    Tintados y estampado

    Otro punto importante en cuanto a sus materiales son los tintados y su estampación, es necesario que entiendas que debe ser la moda sostenible un conjunto pleno y perfecto por la armonía de sus materiales.

    Es decir, de nada sirve que tengas una camisa de algodón orgánico y que para darle color hayan utilizado productos químicos tóxicos y contaminantes, ya que al emplear este tipo de productos contaminan las aguas, ponen en peligro la salud de los trabajadores y puede irritar tu piel. 

    Cuando se trate de estampados trata de verificar en las etiquetas o en las páginas webs de sus productores que estos sean libres de tóxicos y biodegradables.

    Para que tengas un amplio conocimiento de la moda sostenible en cuanto a su tintado te mostraremos una serie de colores comunes que obtienen los diseñadores textiles a la hora de tintar la fibra que han escogido.

    Pueden ser de origen animal, de las plantas o vegetales y depende de la parte que se use dará una tonalidad distinta.

    En cuanto a los vegetales y plantas tenemos que la cascara de cebolla tintura amarillo ocre, el romero en verdes y amarillos, las raíces de la remolacha un rosado profundo, el arándano en azules, y la planta de añil en azules profundos.

    Por su parte, en lo que respecta a las tinturas de animales más conocidas tenemos que, el insecto cochinilla con muchas tonalidades rojas, el molusco cañadilla con tonos púrpuras y pulpo sepia con tonos marrón sepia.

    Manufactura, embalaje y transporte  

    Quizá no te habías puesto a pensar en esto, pero aunque no lo creas, esto también ha de ser sostenible, cuando hablamos de moda sostenible hablamos de todo el sistema. 

    La manufactura, ese lugar lleno de personas que trabajan, tiene que llevar un modelo sostenible. Todo lo  que genera un residuo contamina, es por ello que el embalaje debe formar parte de la creatividad y desarrollo, por ejemplo hacer uso de bolsas biodegradables.

    En cuanto al transporte que contamina, la moda sostenible ha creado un modelo de pensar donde se crean varios puntos de encuentros locales para la distribución, como beneficio a la producción y al comercio en cuanto a la deslocalización.

    ¿Por qué comprar ropa sostenible? 

    La respuesta es muy simple, y no requiere de mayor análisis. En estos últimos tiempos, el crecimiento de la población se traduce en más producción para poder satisfacer las necesidades de la población.

    La ropa para niños y niñas que usan en su día a día, por ejemplo, y que la gran mayoría proviene de china, pueden contener sustancias tóxicas. Y aunque muchos de ellos no presentan una afectación negativa al estar expuesto continuamente a ese tipo de tejidos, hay otros niños que sí; les provocan erupciones y alergias, debido a esas ropas contaminadas. 

    Si te preguntas cómo es esto posible, pues cumplimos con la tarea de informarte que debido al exceso de producción y para cumplir con la misma, las fábricas textiles para ahorrar costos y aumentar beneficios exteriorizan su fabricación a países con políticas sin rigidez con la que se emplean materiales de procedencia no certificada y que no son seguras en los distintos procesos de la fabricación del textil. 

    Entre los químicos tóxicos que se han encontrado en los textiles podemos mencionar los siguientes:

    • Plomo: usado para teñir y encontrado en pigmentos de prendas de tonos brillantes.
    • Nonilfenoles: se halla en el jabón usado para lavar los tejidos.
    • Ftalatos: se conocen como plastificantes y se encuentran en la goma que se utiliza para crear logotipos y diseños sobre el tejido. 
    • PFC: se usa para confeccionar prendas que repelen el agua.
    • Formaldehido: utilizado para las prendas que ofrecen un aspecto de planchado y para que no adquieran moho en el proceso de transporte. 

    Así que ya por ahí tienes una razón más que suficiente para comenzar a usar ropa sostenible en tu día a día, y podemos sumarle a todo esto, el que podrás contribuir indirectamente con el medioambiente, recuerda que en el proceso de producción de unas prendas “normales” se emplean productos dañinos y contaminantes. 

    ¿Cómo vestir sostenible y cómo saber cuál prenda sigue dichos patrones?

    De manera categórica te informamos que la prenda más sostenible es aquella que ya tienes. No te agobies si no tienes ropa elaborada con algodón orgánico y tintada con cochinilla, ya que vestir sostenible es, por sobre todas las cosas, comprar de manera responsable; y es que reducir el consumo es la clave para que el cambio sea posible. 

    Aclarándote que no hay excusas para no empezar a vestir sosteniblemente si de precios se trata, ya que en el mercado encontrarás que la ropa sostenible no es costosa.

    Para que contribuyas y tengas como norte la sostenibilidad, ten en cuenta lo siguiente: “comprar menos, comprar ético-ecológico y comprar prendas de mayor calidad”; siguiendo esto, podrás hacer un cambio sostenible a tu vida.